Viajes de cine – no se puede ser fan de Harry Potter y no visitar Londres

LondresHarryPotter-perradesatan1

Londres es uno de los destinos turísticos más importantes del mundo y no le hace falta vivir del nombre de un personaje literario, aunque han sido muchos los que se han paseado por sus calles. Quizás eso contribuya a hacer de Londres una ciudad mucho más especial, o a hacer nuestra visita como turistas mucho más completa. Londres tiene lugares increíbles para visitar: Hyde Park, la National Gallery, el Palacio de Westminster (porque el de Bukingham es una mierda)… pero nadie puede negar que le hace ilusión venir a la capital de Gran Bretaña y recorrer los mismos pasos que recorrieron sus personajes favoritos, literarios o históricos. 

Si eres un verdadero fan de Harry Potter, el mago más famoso del mundo, tu visita a Londres es obligada. Aquí puedes encontrar muchos escenarios reales de las películas y también muchas atracciones. Eso sí, prepara tu monedero, porque las más interesantes (y el merchandising, que siempre es bonito llevarse un recuerdo) cuestan un riñón.

En la foto que encabeza este artículo podéis ver el magnífico edificio que acoge una de las estaciones de tren más importantes de la ciudad: Saint Pancras. El verdadero fan de Harry Potter estará pensando “¡eh, te has equivocado, eso es King’s Cross!”. Pues no me equivoco. La estación de King’s Cross está justo al lado de esta, pero es tan fea que en las películas de Harry Potter decidieron usar esta preciosa fachada como el exterior de la estación de tren desde donde partía el Hogwarts Express. Eso sí, si queréis visitar el andén 9 3/4, entonces deberéis caminar hacia el interior de King’s Cross, y… básicamente donde veáis una cola, allí estará el andén.

LondresHarryPotter-perradesatan2

En las últimas películas de la saga, cuando la guerra contra Voldemort ya está más que declarada, podemos ver muchas escenas en los sitios más emblemáticos de Londres. Desde Piccadilly hasta el Tower Bridge, yo diría que no hay monumento emblemático de esta ciudad que no salga en alguna de las películas. No obstante, mi escena favorita sobre un monumento londinense siempre será esa en la que el Millennium Bridge es destruido en plena batalla. Siempre que paso por ese puente miro al cielo por si aparece algún mortífago.

LondresHarryPotter-perradesatan3

Otro de mis rincones favoritos en Londres que también está asociado a la saga de Harry Potter es Lincoln’s Inn Field. Esta es una preciosa y tranquilísima plaza en el centro de la ciudad que te transporta a otra época. Aquí se asentó el número 12 de Grimmauld Place, es decir, la casa de Sirius Black que sirvió como sede de La Orden del Fénix. La visita a este rincón merece mucho más la pena por su belleza que por su relación con Harry Potter, pero bueno, nunca está de más saber dónde se encuentra la Orden, por si la necesitásemos. Por cierto, en esta plaza podéis encontrar dos de los museos más curiosos de Londres: la casa-museo de John Soane (digna de un viejo mago de Hogwarts) y el museo del Colegio de Cirujanos (no apto para personas demasiado sensibles).

LondresHarryPotter-perradesatan4

Esta es la casa-museo de Soane. Merece la pena la visita.

Pero la mejor atracción de Londres en relación con las películas de Harry Potter es el estudio de la Warner Bros en el que se grabaron las películas y que ahora se conserva como “museo” del rodaje de la saga. No es nada barato ni muy accesible (básicamente, está a tomar por el culo), pero si eres un verdadero fan te vas a querer morir porque ¡vas a visitar los sets reales de la película! ¡Y son increíbles! Solo tiene una pega (además de que es muy caro) y es que la primera parte del tour, en la que vas acompañado por un guía, es en inglés. Por lo tanto, si no entiendes demasiado bien el idioma de J.K.Rowling, vas a estar un poquito perdido al principio, pero solo al principio, porque desde el momento que se abren las puertas del Gran Comedor de Hogwarts vas a estar tan ojiplático que no vas a necesitar explicaciones.

Servidora y una amiga se lo pasaron teta en su visita

Servidora y una amiga se lo pasaron teta en los estudios de Harry Potter

Para visitar los estudios, lo mejor es reservar tu entrada por Internet en su página web. Hazlo con un poquito de antelación porque al parecer todos queremos ir y te puedes llevar la sorpresa de que ya no haya entradas para el día que tú tenías planeado. En mayo de 2014 los precios son de 30 libras por persona mayor de 16 años, y 30 libras son como unos 40 euros… vamos, que barato no es, ya os lo avisé. Pero también os aviso de que es una experiencia increíble. Solo para que quede claro, lo que estáis visitando son los sets de rodaje, que se conservaron al finalizar las películas y se agruparon para poder crear así esta atracción. Si vais buscando el verdadero Hogwarts, esto tiene bastante poco que ver, porque… ya sabéis… ¡la magia del cine y, sobre todo, la magia de la postproducción! Por ejemplo, cuando visitéis el Gran Comedor y miréis al techo, no vais a ver ese mágico hechizo que hace que sea transparente y puedas ver las nubes, o cuando veáis cómo funciona realmente la capa de invisibilidad de Harry nadie se va a volver invisible debajo de ella. Aquí vais a ver cómo se hace el cine, lo cual me parece mucho más interesante que jugar una partida de ajedrez mágico.

Bajona: el Gran Comedor no tiene techo

Bajona: el Gran Comedor no tiene techo

Además de los sets construidos para el rodaje de las películas, también podéis ver miles (y cuando digo miles realmente quiero decir miles) de objetos originales de las películas, desde trajes y varitas hasta gran parte de toda la mierda que se acumulaba en la Sala de los Menesteres. El tour está dividido en tres partes, la primera donde puedes visitar platós y ver objetos y descubrir cómo se rodaban realmente las escenas de los partidos de quidditch; una segunda al aire libre donde puedes ver la fachada de la casa de Harry Potter en Privet Drive o refrescarte en sus puestos de snacks y probar la increíble cerveza de mantequilla (que también es bastante cara pero está buenísima) y una tercera y última dedicada a la parte artística de la película que, cuanto menos, te dejará boquiabierto.

De portada del Hola

De portada del Hola

Y si ya costaba poco la entrada a los estudios, más os va a costar todo lo que vais a querer comprar en la tienda de regalos. Como todo lugar turístico hecho para sacar los dineros que se precie, el tour concluye en la tienda de regalos que es gigante y lo tiene absolutamente todo. Si eres lo suficientemente fuerte quizás puedas resistir la tentación, pero si no, te vas a dejar todas tus libras en la bobada más grande pero más guay que hayas visto en tu vida. Allí venden cosas que ni siquiera sabías que deseabas.

 

 

  • Jordi Vilàs

    Jajajajajja, qué buena la foto 😉 Y el post. A sus pies Mrs Bea.

    • vanessa

      eres mui lindo

  • Jorge Capote

    La verdad es que la fachada del St. Pancras le da mil vueltas a la sosa de King’s Cross. El estudio de la WB sigue muy pendiente en mi lista de cosas que hacer. Me has animado incluso más.

  • Loula2

    Que buen reportaje, Mrs. Perraca of Satán!! La parte de las fotos, sobre todo, estupenda. Eso si, la portada del Hola: es la primera que veo sin photoshop ni estilismo de Anti Abascal, jejeje!! Me encanta. Enhorabuena!! 😉

    • Perra de Satán

      Gracias 🙂

  • http://meitnerio.blogspot.fr Daniel Carbajo

    El estudio de Harry Potter es una pasada. Fui hace un par de años y aluciné. Como mil fotos acabé haciendo!!
    Obligatorio para cualquier fan ^^

  • vanessa

    megusta jari potter es moi artista faborito